lunes, 20 de abril de 2015

Maroto yerra el tiro

MAROTO YERRA EL TIRO (Strike 2)

            Aunque el cuerpo me pide una confrontación ideológica de primer nivel con este “personaje”, hoy voy a intentar contenerme para no dispersar el objetivo mismo de este post que no es otro que el de remarcar el error táctico que a mi parecer está cometiendo el Partido Popular alavés en estos últimos días con sus declaraciones altisonantes, sin entrar a analizar si sus argumentos, o el motivo de confrontación son ciertos, o mantienen algún tipo de coherencia.

            Todas somos conscientes de que el Partido Popular alavés dio el aldabonazo de salida a su campaña hace poco menos de un año con aquellas primeras declaraciones altisonantes centradas en las personas migrantes magrebís. Campaña que partió de una generalización sobre ese colectivo. “Los magrebís vienen a Gasteiz a vivir de las ayudas sociales”. Esa generalización le ha servido para mantener ese discurso hasta las postrimerías de las elecciones. Generalización estudiada y bien pensada en términos electoralistas (reitero que hoy no voy a entrar en el contenido del mensaje) y esto es así porque primero utiliza un tema visceral y que permea con facilidad en la población. Por otro lado, el colectivo atacado no representa un nicho de votantes, y desde luego no hay riesgo de provocar sentimiento de agravio ni por sus votantes, ni por la mayoría de los votantes del resto de los partidos, más allá de la capacidad de sentir empatía de cada individuo. Es decir, quien apoya sus tesis se sentirá representado, quien no las apoya votará o se manifestará contrario pero no lo sentirá un ataque contra su persona.

            Sin embargo, esta semana el Partido Popular por la boca de Javier de Andrés e Iñaki Oyarzabal ha abierto un nuevo frente, y al igual que con el tema de las ayudas sociales, en este caso han empezado también con una generalización, hablando de que los colectivos euskaltzales están en manos de “Bildu, Batasuna y toda esa morralla que anda por ahí” incluso a insinuado que Gipuzkotarras y Bizkaitarras quitan el empleo a los arabarras gracias a sus conocimientos de euskara.  Strike 1. Error de bulto. En este caso la generalización no es limpia aún comprendiendo que su interés sea el de marcar diferencias con sus más directos rivales, EH Bildu y EAJ-PNV. Pretender que todo euskaldun, euskaltzale, o simplemente defensor del euskera es abertzale de izquierdas, es un tiro al bulto que no sólo ofende y golpea a quienes dirigen el disparo (EH Bildu) sino que señala y mete en el mismo saco a miles de personas que seguramente no comulgan ideológicamente con EH Bildu, y que sentirán en su persona dicho ataque. Además de ser una bala lanzada contra su futuro, ya que si en algún sector en Araba se siente como propio el euskera es en la juventud. Sin embargo, quizá el disparo estaba medido en el cortoplacismo, y sin engañarnos, su voto se concentra entre mayores de 40 y castellano-parlantes. Además, dicho ataque no rompe puentes con otras fuerzas constitucionalistas cómo el PSE que también han mostrado abiertamente su animadversión frente a la lengua vasca. Aún así, esa generalización, sí que ha provocado rechazo por parte de un sector social ajeno, o al menos no tan cercano al objetivo pensado por el Partido Popular.

            Pero no contentos con lo anterior, el Partido Popular, esta vez con Javier Maroto como principal vocero, cargan contra Gora Gasteiz, contra los colectivos organizadores de tan reseñable día, en el que se calcula que más de 8000 personas tomaron parte. Sin dudarlo colocan la diana en todas esas personas y las señalan sin escrúpulos enmarcándolas, no ya en EH Bildu, sino directamente describiéndolas como batasunas, de forma totalmente despectiva y generalista. “Lo del sábado no fue más que una reunión de batasunos venidos de todas partes” dice el avispado Alcalde alcaldable metiendo en el mismo saco a toda la diversidad que se reunió llenando de color a la ciudad. Le aseguro al Sr. Alcalde que desde EH Bildu (que por cierto no es Batasuna por mucho que ustedes lo repitan una y otra vez) nos gustaría pensar que todas esas personas comparten nuestros objetivos, pero no somos tan ingenuas. En Gora Gasteiz tomó parte la Gasteiz diversa, con diversidad de ideas, de orígenes, de pensamientos. Le aseguro que yo pude ver a gente del PSE, de IU, de Equo, del PNV, de CNT, e incluso cientos de personas sin adscripción política conocida. Más o menos un retrato de esta ciudad.


            Con estas campañas, el partido de Maroto, de Andrés y Oyarzabal es probable que estén logrando afianzar su voto ultra y conservador con ese discurso de conmigo o contra mí. Si no has firmado contra la RGI, si no estas dentro de esas 31.000 personas, no solo no eres de los míos, sino que eres el enemigo, mi contrario, y no mereces ningún respeto. Y si has firmado pero defiendes el euskera, tampoco eres de los míos.   Ese es un error de cálculo muy gordo. Strike 2 Señor Alcalde. Si rompe los pocos puentes que se mantienen en pie entre “los suyos” y el resto de la ciudadanía el tiempo le irá poniendo en su sitio, la marginalidad y se convertirán en un pensamiento y un movimiento residual, espacio que por otra parte ya ocupan en herrialdes vecinos. Pero ustedes a lo suyo continúen por el camino de la crispación, del insulto y la generalización, que está visto que eso se les da casi tan bien cómo la corrupción o el fraude y más pronto que tarde serán solo un aciago recuerdo en esta Gasteiz colorida, diversa y sonriente. ¡Gora Gasteiz!