martes, 7 de abril de 2015

UNICORNIOS ENJAULADOS

UNICORNIOS ENJAULADOS

            Dicen de los unicornios que son seres mitológicos, que jamás existieron y que solo residen en nuestras fantasías. También dicen lo mismo de las sociedades justas, de los sueños de igualdad, de los derechos, de las libertades, aunque en estos casos a todos los que anhelan el poder se les llene la boca con esas palabras mientras su acción se enfoca en lograr exactamente lo contrario.  Pero  aún más sorprendente son esos seres espectrales que existen por doquier en los reinos muy muy lejanos pero que jamás son vistos en nuestro entorno; los presos políticos.

            Amnistía Internacional los define cómo; todo preso cuya causa contenga un elemento político significativo, ya sea la motivación de sus actos, los actos en sí mismos o la motivación de las autoridades. Y a partir de ahí, pocas más definiciones oficiales podrás encontrar, bien es cierto que el Consejo de Europa aprobó una definición propia en 2012, pero si uno la lee, enseguida es consciente de que tal definición está escrita con el fin último de no molestar a las intocables “democracias europeas” y muy directamente al Reino de España y al Reino Unido. La cuestión no es baladí, ya que en esa misma definición Europea lo que se plantea es que preso político es toda aquella persona detenida por sus creencias o ideología política siempre y cuando no medie actuación terrorista o apoyo a la misma, y claro, todos a aplaudir con las orejas aún sin pensar que eso dejaría fuera de dicha definición a Mandela o a Gandhi entre otros, y ya puestos, y resumiendo, en Europa no existen presos políticos ya que todos y todas las detenidas lo son por pertenencia a banda armada, o por dar cobertura a la misma. Punto final, nada que ver aquí. Y si en Ucrania el Gobierno de Poroshenko ilegaliza a todo el Partido Comunista y detiene a sus líderes, estos no serán presos políticos a los ojos de la UE ya que según ellos, el Partido Comunista Ucraniano apoya los actos de terrorismo de los prorrusos del Este. (Usando su terminología) Aunque no tendría que ir a buscar un ejemplo tan lejano, y toda Euskal Herria lo sabe, sino tuviera miedo a que mis palabras me convirtieran en otro unicornio enjaulado.

            Sin embargo, esos mismos que aseveran que en todo el Mundo Occidental no existen presos políticos, garantizan y testifican su existencia en Cuba, China, Rusia o Venezuela, y cierto es, yo no voy a negar que en esos países puedan existir presos políticos si nos centramos en la amplia definición de Amnistía Internacional, lo que ocurre es, que si nos basamos en la definición del Consejo de Europa, por favor Dioses de la Democracia, no nos jo... con esa definición los presos políticos son como los unicornios, jamás existirán, ya que todo Estado tiende a considerar terrorista a quien desafía las reglas del juego, que son creadas (y aquí está el meollo de la cuestión) por el propio Estado. Por tanto, lo primero que hay que aclarar son las medidas del terreno de juego y de las porterías, lo que en Cuba se considera ataque a los Derechos Civiles y Políticos también debería ser aplicable al otrora Imperio aún a riesgo de enfadar a ciertos sectores Cristo-fascistas. Todo lo demás solo lleva a discusiones de besugos. Jugar con distintas reglas no puede dar nunca un resultado satisfactorio para las partes, y en esas andamos. Mientras decenas de medios de comunicación venezolanos claman a través de las ondas por un golpe de estado, desde la Europa democrática hablamos de falta de libertad de expresión al tiempo que en España se cierran periódicos por connivencia con el terrorismo simplemente porque su línea editorial no es del gusto de quien gobierna o bien, la ideología es coincidente.

            En eso se resume el famoso “Todo es ETA” que puso de moda el Sr. Garzón, basta conque los objetivos ideológicos sean coincidentes entre una banda armada y un movimiento político y/o social para detener e ilegalizar un pensamiento, y lo que entonces y ahora se aplica en Euskal Herria, de un tiempo a esta parte se extiende por todo el Reino y la persecución al movimiento anarquista parece confirmar una tendencia (No olvido que el PCEr sigue ilegalizado también) esa tendencia que dice;

Cuando vinieron a por los abertzales
no dije nada porque yo no era abertzale
Cuando vinieron a por los Anarquistas
no dije nada porque yo no era anarquista
Cuando vinieron a por los árabes
no dije nada porque yo no era árabe
Ahora vienen a por mí pero

YO NO CREO EN LOS UNICORNIOS